miércoles, 28 de diciembre de 2011

Misfits || Series 3

Ayer terminé de ver la tercera temporada de Misfits y aún estoy en estado de shock. Antes de que sigas leyendo, te advierto que la entrada puede contener spoilers de la serie, así que entras bajo tu propio riesgo.


Misfits es una de esas series que, al principio, no me atraían lo más mínimo no recuerdo ni siquiera por que empecé a verla, ¿tal vez por qué me lo decía @palmeroid o era @Miyichi?. Sea como fuere, aún hoy estoy agradeciendo que alguien me convenciese para verla.

Esta tercera temporada empezaba con una duda: ¿sobreviviría la serie a la salida de Nathan?. Los fans no las tenían todas consigo con el nuevo personaje de Rudy, interpretado por Joseph Gilgun. Personalmente, el personaje de Rudy me ha encandilado, tan soez y borrico pero con una contrapartida que parece tener la cabeza sobre los hombros y que es lo contrario al propio Rudy.


Además de Rudy, en estos 8 capítulos hemos conocido a Seth, el traficante de poderes, un ex-camello torturado por la muerte por sobredosis de su novia Shannon que desde el primer momento llama la atención de la poligonera Kelly. Por otra parte la historia de Simon y Alisha sigue adelante, por lo que somos espectadores de los inicios del enmascarado aunque Alisha no quiere que Simon vuelva al pasado para salvarla si eso significa su muerte y, por un momento, todos pensamos que Simon romperá el círculo de viajes temporales pero no.

Esta tercera parte tiene varios capítulos dignos de mención. El primero de ellos el episodio 4, dónde un viejo judío con el poder de viajar en el tiempo decide ir a tiempos de Hitler y matarlo para que la II Guerra Mundial no tenga lugar. Desgraciadamente Hitler le pega una paliza y descubre su teléfono móvil. gracias al cual los alemanes ganan la guerra.


Es curioso ver un presente distopico con el régimen nazi en el poder. Simon es parte del ejercito nazi, Alisha es la secretaría del responsable de la condicional, Curtis y Kelly son parte de la resistencia y trabajan de manera encubierta mientras que Rudy es un prófugo. El guión es cojonudo y la interacción entre los personajes es muy creíble, ese momento Alisha/Simon es tan sumamente romántico. Pero, sobretodo, el hecho de ver a Kelly pateando el culo de Hitler y arreglando todo el desbarajuste es de lo mejorcito de toda la serie.

El penúltimo capítulo empieza en el cementerio con Curtis y Seth desenterrando a la difunta novia de éste último para poder traerla de vuelta a la vida. Todos sabemos que cuando un muerto vuelve a caminar se convierte en un zombie, un dato que Seth no tenía en sus planes y, que convierte el capítulo en un apocalipsis zombie con un gato loco y unas animadoras de lo más mortíferas. Lo que me llegué a reír con la última escena, con todos los chicos reunidos en la azotea tomando una birra pensando que han salvado al mundo de una invasión zombie y, de repente, Curtis recuerda que no han encontrado al Sr. Miggles.


No deja de ser curioso que tras todas las muertes que han ocasionado los chicos de la condicional, matar a un gato les parezca lo peor del mundo. El resultado de muertes de este episodio es de: 6 animadoras, 1 iguana, una vieja, 1 responsable de la condicional, 1 ex-novia y, suponemos, 1 gato.

Y, por fin, llegamos a la season finale. Con un principio que no nos hace presagiar nada de lo que nos traerán los últimos 15/20 minutos. Un medium capaz de traer a los fantasmas de vuelta para que arreglen sus asuntos pendientes es el culpable de traer de vuelta a los dos primeros responsables de la condicional y la ultra católica que lavó los cerebros de los chicos en el final de la primera temporada. 


En realidad, el capítulo empieza en el momento que Alisha muere, de manera accidental, a manos de la chica muerta. Es entonces cuando Simon ve claro que este es el momento en el que el enmascarado decidió volver atrás y salvar a su amada para poder estar juntos ese corto espacio de tiempo, ya que salvarla en esta ocasión sería imposible si no la salva la primera vez. Dejando a los dos amantes en un círculo infinito sin un final feliz.

Me ha impactado mucho este final, Alisha y Simon eran mis personajes favoritos desde la segunda temporada, y esta forma de entrelazar lo que ya habíamos visto me ha dejado muerta pero me ha gustado mucho y me ha parecido extremadamente romántico.


Ahora nos tocará esperar a finales de 2012 para la cuarta temporada y ver como suplirán la marcha de Simon y Alisha.

7 comentarios:

Gloom dijo...

Me han recomendado fervientemente esta serie y en cuanto pueda la veré.

Deirdre dijo...

@Gloom - es una serie muy entretenida, con sus dosis correctas de drama. Soy muy fan.

Sayu-PIN* dijo...

yo me quedé igual , sabiendo que iba a pasar algo des de que avisaron de la marcha de estos dos, pero ... no me esperaba algo tan simple para solucionarlo... pero entonces nunca la salvará.... es un bucle muy triste :(

Deirdre dijo...

@Sayu-PIN - aunque sea triste al menos pueden vivir su amor un tiempo y ser felices. Aunque él tenga que morir para que ella siga adelante y ella muera para que él vaya a salvarla, es una tragedia griega en toda regla

Miya dijo...

Yo recuerdo que si que te dije que la vieras... seguramente Toshi por su lado tmb, así que es culpa de ambos xDDD

No he visto todavia naaada de la 3ª temporada >_< el 3xl la emitirá en breve, así que esperaré un poco más para verla... aunque me alegro que la ausencia de Nathan no sea un motivo para que la serie flojee... por lo que he leído, la gente ha quedado bastante contenta con el nuevo personaje... a ver que tal cuando la vea yo!

Deirdre dijo...

@Miya - Hablando hoy con Toshi me ha dicho que él empezó después que yo a verla, así que fue culpa tuya xDDD

La verdad es que saben llevar muy bien la partida de Nathan y se agradece.

Capicúa dijo...

Al principio no me gustaba mucho Rudy pero me he terminado acostumbrando a él y a su forma de ser, por lo que para mí ya es como uno más.

Pero lo más trágico ha sido ver ese final, yo cuando lo vi me quedé de piedra y me sentí enormemente triste por ese bucle infinito en el que han quedado atrapados Simon y Alisha de por vida. Es un final triste, pero muy bueno, que cumple a la perfección con el guión y las espectativas de la serie.

Por cierto me ha encantado que hayas destacado esos dos episodios, que han sido para mí los mejores de la temporada y de los mejores de toda la serie. A ver qué tal la cuarta temporada.

Template by:

Free Blog Templates